Página principalBlogGuías y tutorialesLos ADAS obligatorios que tiene que tener tu coche
14 November 2022

Los ADAS obligatorios que tiene que tener tu coche

La tecnología avanza a pasos agigantados y el sector de la automoción es uno de los ámbitos en los que este progreso está enfocado en la seguridad. Cada vez hay más extras que vigilan nuestros comportamientos al volante y más funcionalidades del coche que evitan posibles errores humanos, una de las causas más repetidas en los accidentes de tráfico. El colofón de este avance tecnológico son los ADAS.

¿Qué son los Sistemas ADAS?

Los ADAS, también conocidos como sistemas de ayuda a la conducción, son dispositivos que controlan el curso de la marcha del vehículo, avisan al conductor de peligros en la carretera e incluso influyen en su corrección, como son las frenadas de emergencia o los limitadores de velocidad. Funcionan a través de sensores, detectores y cámaras instalados tanto fuera como dentro del vehículo.

Mientras que hay algunos que solo pueden instalarse en los vehículos más modernos, ya que necesitan que haya un entramado electrónico que propicie su funcionamiento y vienen incluidos ya de fábrica; otros ADAS pueden añadirse a cualquier tipo de vehículo. Por ejemplo, existen sistemas de detección de fatiga del conductor que se venden en internet y que pueden acoplarse en el habitáculo de cualquier vehículo, ya que consiguen funcionar de manera autónoma.

El Reglamento Europeo 2019/2144 es la norma que se encarga de regular los sistemas de ayuda a la conducción. En este texto se recogen los ADAS que, desde el pasado julio, son obligatorios en los vehículos de nueva fabricación y, además, se especifica su funcionamiento y los requerimientos técnicos. La orden de llevar obligatoriamente ciertos asistentes a la conducción en los vehículos nuevos viene, por lo tanto, de Bruselas. En España, es la DGT la que se ha encargado de anunciar esta normativa.

¿Cuáles son los ADAS obligatorios en un coche?

Lo primero que hay que saber es que los ADAS son obligatorios desde este mes de julio en coche de nueva fabricación y con homologación europea. Son un total de ocho y, de manera breve, estas son sus funciones.

  1. Asistente inteligente de velocidad Este sistema, llamado ISA, detecta la velocidad máxima marcada en las señales de tráfico y adapta la velocidad de circulación del vehículo, impidiendo que el conductor la supere.

  2. Sistema de mantenimiento de carril A no ser que accionemos el intermitente, impide que el vehículo se salga del carril por el que circula o avisa de ello al conductor.

  3. Frenado autónomo con detección de vehículos y objetos en movimiento Avisa al conductor de un riesgo de colisión inminente y puede llegar a activar el freno.

  4. Sistemas de control de somnolencia y distracciones Es el detector de fatiga, que avisa con señales sonoras al conductor cuando detecta, mediante cámaras, que sufre cansancio (parpadeo repetido, conducción descuidada…).

  5. Interface para la instalación de un alcoholímetro para desbloquear el coche Todos los vehículos deberán llevar un sistema para conectar el alcoholímetro, aunque solo los vehículos profesionales deben llevar el aparato también incorporado.

  6. Señal de frenada de emergencia Mide la velocidad con la que se deja de pisar el acelerador y se pasa al freno, siendo capaz de detectar una emergencia.

  7. Detección de obstáculos en marcha atrás A través de radares y sensores, avisa al conductor de los posibles obstáculos que haya detrás del vehículo al engranar la marcha atrás.

  8. Registrador de eventos o caja negra Como en los aviones, recogerán toda la información relacionada con la conducción momentos antes de un accidente de tráfico.

Uno de los problemas a los que se enfrentan los ADAS está relacionado con la protección de datos, aunque por el momento y según las últimas decisiones de la UE, esta última prevalece a la hora de implementar sistemas de detección biométrica, por ejemplo. Igualmente, es necesario prestar atención a su funcionamiento y posible deterioro y recalibrarlos cuando sea preciso, ya que es posible que se desajusten tras una colisión o una sustitución del parabrisas.

ADAS que no son obligatorios, pero sí útiles

Existen muchos más asistentes a la conducción que estos ocho obligatorios. Por ejemplo, el detector de ángulos muertos que avisa al conductor si tiene algún VMP o motocicleta en una zona de nula visibilidad no es imperativo para los turismos, aunque sí lo es para los vehículos de transporte o profesionales.

Otros ADAS no obligatorios que pueden sacarnos de un apuro son el de llamada de emergencia e-Call, un sistema de telecomunicación que incorpora el vehículo y que permite solicitar ayuda en caso de incidente de manera inmediata sin tener que marcar un número de teléfono. También existe el detector de presión de los neumáticos, que incorpora ya de serie cualquier vehículo relativamente moderno, y avisa cuando las ruedas se deshinchan, aunque no es obligatorio contar con él.

Aunque nos ayuden a conducir de forma segura, estos sistemas de asistencia al conductor no sustituyen la capacidad de reacción del conductor, quien en último momento deberá ser siempre quien tenga la última decisión. No son sistemas totalmente infalibles, por eso no debemos confiarnos si conducimos con la ayuda de los ADAS y mantener siempre la atención en la carretera.


💡 Artículos relacionados

Si lo compruebas de antemano, te ahorras sorpresas desagradables.

Verifica la matrícula o el bastidor sin compromiso:
Ver ejemplo CARFAX